Takata: autos nuevos aún tendrían airbags defectuosos