Categorías: ComparativaPruebas

Comparativa especial: ¡Tres Coupés de 12 cilindros!

En la cumbre evolutiva de los motores, el propulsor de 12 cilindros sigue estando en lo más alto. Pero, ¿qué tan diferentes pueden ser sus interpretaciones? Lo descubrimos al viajar a Los Dolomitas con nuestros tres protagonistas: Bentley Continental GT, Ferrari GTC4Lusso y Rolls-Royce Wraith Black Badge.

Por Edmundo Cano              Texto: Jens Drelle                    Fotos: Hans-Dieter Seufert

Blly Idol lo sabía. La estrella de rock, con su pelo blanco y sus grandes entradas, en su primer álbum en el que incluye el icónico White Wedding, deja un mensaje significativo: “la vida es un viaje”. Y si ese paseo transcurre por lugares hermosos, ¿cómo te niegas a vivirlo? Eso sí, mejor no llevar demasiado equipaje en este periplo que iniciamos. Y si una parte de ese viaje se realiza a bordo de un espectacular Gran Turismo dotado de un motor de 12 cilindros –rara avis ya–, la vida se convierte en arte puro, en un particular “imperio de los sentidos”, aunque en los tiempos que corren no siempre parezca estar bien visto. No ocurre así con nuestros Bentley, Ferrari y Rolls-Royce.

La dama se viste de negro

El Rolls-Royce te envuelve en una atmósfera exclusiva en su interior, con un tono de delicadeza con su tapicería de cuero, color “Charles Blue”. Y encontraremos un fuerte contraste cuando abrimos las cuatro ventanillas y salimos fuera para observar este monumental automóvil, con sus grandes superficies lisas pintadas en un oscuro negro grafito. El motor de 6.6 litros está en marcha. Bueno, probablemente, porque el silencio es total.

Hace ya mucho tiempo, más de un siglo, fuera de la ruidosa ciudad, frente a las montañas, el Espíritu del Éxtasis sobre la parrilla ya existía. Pero, ¿por qué Emily ahora se viste de negro? Pues debido a que este Wraith es la versión “Black Badge”, que parece surgida de la oscuridad. Los británicos son ahora más transigentes –no olvidemos que bajo el mando de BMW– y el motor turbo V12 puede sonar más rotundo. O, por el contrario, el sonido se difumina del todo con varios tonos intermedios que varían la intensidad del silencio. Sí, y Emily, vestida de negro, se siente un poco sometida, pareciendo el único detalle prescindible en este Rolls.

Sentados frente al volante, el talón del pie derecho se apoya en una tupida alfombra, hundiéndose hasta el fondo. La dama de negro apenas se inmuta cuando aceleramos y el indicador de reserva de energía se aproxima a cero. Los 624 caballos de potencia de su 12 cilindros toman vida y gruñen con cierta acidez mientras el coupé de 2.4 toneladas avanza hacia el sur.

Fiel a sus señas de identidad

En el caso de nuestro segundo invitado, Bentley, muestra para este viaje sobre el Continental GT las señas de identidad de la marca, comenzando por el color de la carrocería con la pintura en verde manzana. El modelo actual luce más liviano, con una dieta que le ha permitido perder 200 kg, y con la última evolución de su motor de 12 cilindros y seis litros de cilindrada en su configuración única “W”. Con un par máximo de 900 Nm está por encima del poder del Wraith (870 Nm), como declaración de su exuberante rendimiento fruto de la asociación de desarrollo con Porsche, y su primo el Panamera. Su monumental motor está asociado a una caja de cambios de ocho velocidades y doble embrague, con tracción a las cuatro ruedas.

Todo esto te ayuda cuando atravesamos el Fern Pass en los Alpes tiroleses, en Austria, difuminando la masa, aunque no las dimensiones. Con este propósito el motor puede aspirar el aire por su admisión mientras los turbocompresores silban bestialmente, para luego dejar escapar la presión por los ovalados tubos de escape. Mientras tanto, el Continental GT está en tus manos, en contacto con el pequeño volante tapizado en alcantara pero con el interior del aro en cuero liso. Por encima de todo, la dirección se siente rápida y directa, como la música de Billy Idol. El trabajo de la dirección está bien definido para mover el volante sin esfuerzo, pero transmitiendo a las manos todo lo que hace falta saber sobre la carretera en que rodamos.

Hacia la bota

Por supuesto, Italia es el destino. Atravesamos Austria y conduciendo hacia el sur, en tres horas estaremos en el lago de Garda, entre Brescia y Verona. Un pequeño recorrido, pero bien escogido para poder disfrutar al volante de unos protagonistas tan especiales. Las cumbres de los Dolomitas están pintadas de blanco, pero los caminos entre las grandes rocas escarpadas se encuentran despejados y el trío pasa sin contratiempos. Las monumentales obras de arte de Bentley, Ferrari y Rolls-Royce sintonizan bien con este punto de gran belleza, nombrado Patrimonio Mundial de la UNESCO. A las enormes formaciones rocosas les hubiera gustado compartir todas las carreteras que las circundan con los tres V12s. Pero será en otra ocasión. Esta vez, de nuevo, el destino es el siempre agradable lago de Garda. Y las carreteras de montaña donde nos moveremos serán las de la región; a veces en Trentino, otras en Lombardía, siempre con un solo carril y en muchas ocasiones con túneles interminables.

¿Demasiada paz?

El GTC4Lusso también domina la escena. Puede ser que el tamaño de los neumáticos sea menos llamativo que en sus compañeros de viaje, con 20 pulgadas frente a las 21 del Rolls y las 22 del Bentley. Pero el Ferrari, con sus 4.92 metros de longitud y una distancia entre ejes de 2.99 m, es el más comedido en sus dimensiones. En términos porcentuales, tiene más longitud entre las ruedas que el gigantesco Wraith, un 61 en lugar del 59 por ciento respecto a su tamaño –por si alguien pregunta. ¿Qué más hay que saber? Por supuesto, que su V12 de 6.3 litros de cilindrada va en posición central delantera y está asociado a una transmisión de siete velocidades de doble embrague, con el diferencial acoplado para distribuir la tracción al eje trasero (tranxale), junto a otra pequeña caja de engranajes en el cigüeñal que garantiza la máxima eficacia de la propulsión en el Ferrari.

Conducirlo sí, es toda una experiencia sensorial, incluso si hacemos clic en el manettino en el volante para poner el modo Confort. La nitidez para abordar cada giro es perfecta, con el frente apuntando siempre hacia el centro, a lo que contribuyen ambos ejes. En el modo Sport, sin embargo, se retuerce excesivamente cuando buscamos los límites bajo la respuesta del poder de su 12 cilindros, que trabaja con una compresión de 13.5:1 y muestra una respuesta impaciente para un rendimiento de 690 HP a 8,000 rpm, con un ángulo de los cilindros de 65 grados. Alcanza las 8,250 rpm, a las que llega con un agudo aullido procedente desde lo más profundo del corazón del V12 y que se hace notar especialmente a partir de las 6,000 rpm, con un resultado hermoso.

No hay tiempo para mirar al cielo, pero el enorme techo de cristal deja entrar el sol. No hay tiempo para elogiar al Ferrari por su infotenimiento. Tampoco para reflexionar sobre por qué el ajuste del asiento eléctrico vibra en un coche de aproximadamente seis millones de pesos como un viejo autobús. Nos concentramos en el empuje del motor. Y también en las rápidas reacciones del vehículo para enlazar con rapidez endemoniada cada giro, jugando con el cambio una y otra vez.

Cambio de planes

A medida que el sol se intensifica, también lo hace el tráfico. Cambio de planes. Ponemos rumbo ya hacia el norte, bostezando por las calles hacia Monte Bondone. Por poco tiempo, porque de nuevo en carretera incluso el Rolls sabe cómo lidiar con las curvas, ya que esta “sombra negra” ya no espera que la carretera se transforme sublimemente en una línea recta. Hay que encontrar el equilibrio, acostumbrarse al tacto de la dirección y la suspensión para sacar todo el provecho y tener todo bajo control yendo deprisa.

Un coche para el gran viaje, con equipaje. Un viaje a ti mismo que comienza cuando tocas el botón de arranque. El silencio de marcha se ajusta a lo que puedes esperar de un Rolls, a la naturaleza de sus productos. No hay ruido al rodar, ni del viento, ni de rodadura, aunque puedes controlar el sonido del motor en el Wraith, dependiendo de cómo presionemos los controles del ecualizador. Aunque no olvidemos que no estamos jugando a regular los 12 cilindros…

El atlético W12 del Bentley también se hace notar, dando un golpe en la mesa y levantando la voz con carácter. Pero con el máximo control y argumentos previamente bien considerados. El Continental muestra el equilibrio pero sin esconder la tendencia impulsiva que le otorga su poder. Es el más compacto y liviano, y conjuga a la perfección su carácter dinámico con los materiales más refinados, que en esta versión mezcla en su interior una cuidada madera con pulido ámbar líquido y aluminio texturado. El Ferrari es seguramente el menos refinado; lo más llamativo podría ser la pantalla independiente para el pasajero.

Pero el Ferrari es dueño de esta sección del viaje, mucho más que el Rolls y un poco más que el Bentley. Los radios de las curvas pueden contraerse al limpiar la superficie de polvo de la primavera en las carreteras de montaña con tanto agarre, que el GTC4 lo entiende como un desafío, ante el que le gusta empujar su eje trasero hasta el borde exterior de la curva. Muestra su voluntad incondicional al acelerar, aparentemente interminable. Y sobre todo, “con un grito rebelde”. Pero este viaje, Billy Idol no tiene que hacerlo. La música la ponen los motores. Solo ellos.

Automóvil Panamericano

Compartir
Published by
Automóvil Panamericano
Tags: BentleyBentley Continental GTBlack BadgeComparativaComparativaAPContinental GTFerrariFerrari GTC4LussoGTC4Lussomotor V12motor W12Rolls-RoyceRolls-Royce Black BadgeRolls-Royce WraithV12W12Wraith

Contenido reciente

  • Antiguos y clásicos
  • Especiales

Esta Chevrolet 454 SS de 1990 prácticamente nueva puede ser suya

Si desean una pick-up de alto rendimiento de Chevrolet prácticamente nueva, con sólo 42 km en el odómetro, esta 454…

27 marzo, 2020 3:52 pm
  • Noticias
  • Seguridad

¿Realmente necesitas tu auto? Ford ofrece el servicio No Touch en Europa

¿Eres de los que realmente necesita usar tu automóvil durante la cuarentena por coronavirus? Ford comenzó a ofrecer el servicio…

27 marzo, 2020 1:28 pm
  • Mercado
  • Noticias

SEAT se despedirá de la Alhambra el próximo mes

¿Recuerdan a la SEAT Alhambra? Pues resulta que la marca ibérica aún la mantenía en producción, pero según los últimos…

27 marzo, 2020 12:15 pm
  • Lanzamientos
  • Nuevos modelos

Las GMC Yukon y Yukon XL 2021, confirmadas para México

GM de México confirmó la llegada de las SUVs full-size GMC Yukon y Yukon XL 2021 a nuestro país, antes…

27 marzo, 2020 11:27 am
  • Noticias
  • Seguridad

Cómo limpiar tu auto contra el coronavirus (sin dañarlo en el proceso)

Para tener el auto limpio de coronavirus no se requieren productos especiales y, en ocasiones, ni siquiera gastar en adicionales…

26 marzo, 2020 9:32 pm
  • Noticias
  • Seguridad

Profeco: recall para el Nissan Versa 2020

Profeco comparte un recall de Nissan Mexicana para el Versa 2020. Unas pocas unidades del sedán subcompacto podrían presentar un…

26 marzo, 2020 7:42 pm